Jaime Lobato Cardoso







Jaime Lobato Cardoso, 1984 Ciudad de México, sitúa su obra entre la línea divisoria con el arte sonoro de la música. Sus piezas han sido exhibidas en lugares de gran importancia en México y el extranjero como el Espacio de Experimentación Sonora del MUAC, el Festival Cervantino, el Festival Internacional Transitio MX y el Laboratorio Arte Alameda. Comenzó su formación como pianista, gracias a la cual desarrolló un gran interés por las sensaciones que causaban los sonidos así como sus dedos sobre su instrumento. Estudió en la Escuela Nacional de Música. El interés central de su producción radica en  revertir el proceso que se lleva a cabo al decodificar una partitura para extraer de ella sus sonidos. 

Poco a poco, su obra ha ido dejando de lado a los intérpretes tradicionales generándose de manera aleatoria por sensores o por computadoras. Forma parte del colectivo Radiador, grupo de improvisación sonora que esta interesado en la creación de proyectos a través de nuevos medios, donde el sonido juega un rol protagónico y es un punto de cohesión con otras disciplinas que promuevan la experimentación. Las piezas y técnicas exploradas por Lobato se basan principalmente en algoritmos y en fenómenos acústicos. Su obra manifiesta el interés que  guarda el cuerpo con el espacio y el sonido, otorgándole conciencia al cuerpo ante estímulos sonoros. Ejemplo de esto es su obra Tactosis!, en la que el sonido no es percibido por los oídos sino por los mecanoreceptores, células sensoriales que nos permiten sentir las vibraciones. Nuestra capacidad de sentir los sonidos es un factor clave para comprender la obra de Jaime, así como el poder de lo aleatorio y la capacidad de la gente para interactuar y modificar los sonidos. Ejemplo de esto es su pieza Ecolocación, estrenada en el 39 Festival Internacional Cervantino, la cual es un paisaje sonoro interactivo creado a partir de sonidos sintetizados, grabaciones de sonidos urbanos y de la naturaleza los cuales pueden ser transformados por el público a través de unas lámparas, funcionando como una metáfora de las miles de maneras en que el hombre interviene en la naturaleza para transformarla. Sus composiciones están sometidas a un cambio constante, incluso aquellas que parecen ser un bucle.

Además de su trabajo como artista sonoro, Jaime Lobato realiza trabajos de multimedia como animación, video y live cinema. Es fundador del seminario independiente de música y matemáticas Semimuticas con sede en el IIMAS (Instituto de Investigaciones en Matemáticas Aplicadas y Sistemas).

Semimuticas